jueves, 27 de agosto de 2015

CARTA A RUBEN LIMARDO.

Esta carta la escribí el día 4 de agosto cuando me entere que uno de mis ídolos iba a formar parte de lo que para mi es un circo, la escribí desde el fondo de mi alma.

 Hoy uno de mis atletas venezolanos favoritos forma parte de un absurdo; hoy el ejemplo a seguir de muchos atletas venezolanos se une a quienes han destruido nuestros sueños como atletas; hermano Ruben Limardo, ¿acaso no has visto cómo muchos de tus compañeros en distintas disciplinas deportivas no has podido culminar sus distintas fases de entrenamientos de manera adecuada por falta de presupuesto?, muchos no hemos podido gozar de becas deportivas (merecidas) como selección de estado, sea de la disciplina que sea. ¿Acaso el resto de los deportistas venezolanos no tenemos derecho a siquiera tener la oportunidad de ser como tú? y  Llevar en unos Juegos Olímpicos el nombre de Venezuela en alto.

En mi disciplina deportiva no contamos con materiales aptos para los entrenamientos y mucho menos para las competencias, ¿sabías que para participar en eventos estadales y  nacionales, los mismos atletas nos costeamos los gastos?, haciendo “potazos”, vendimias etc… ya no tenemos becas, y los gimnasios no sirven ya que no hay “presupuesto” para su mantenimiento, los entrenadores capacitados renuncian por falta de pago, hay veces que solo la pasión nos deja seguir entrenando como equipo, por nosotros mismos y por el estado, con la ilusión de algún día representar a nuestra VENEZUELA como tú.

Hoy, al quedar sorprendida al escuchar tu nombre y saber que quizás sin pensarlo, te has unido a quienes siguen destruyendo nuestro país, ¡ese país que tú representas!, ¡ese país que muchos soñamos con representar!, pero ahora hay sueños rotos entre ese amarillo, azul y rojo de nuestra bandera; muchos queriendo solo recuperarla.

Hoy con emoción recordé cuando gritaste  “¡VENEZUELA!” con  esa medalla en tu cuello, y la emoción persiste porque a pesar de las circunstancias sigue siendo mi sueño el poder hacerlo; ahora si tú mi querido Ruben Limardo, si recordaras ese momento y se te erizara la piel de sentimiento, así como a muchos nos pasa al recordar TU glorioso momento, JAMÁS formarías parte de quienes ahora nos destruyen los sueños.


Espero que tu bondad permita no formar en ti eso que tanto anhelan; que Dios te ilumine y puedas recapacitar, pensar cada palabra y gesto hacia Venezuela y a quienes de verdad ¡TE QUEREMOS Y ADMIRAMOS!, UN ABRAZO HERMANO. 

                                                                                Por: @LadyGhostVzla







No hay comentarios.:

Publicar un comentario